Aumenta la venta de viviendas en España ante la expectativas de alza de precios y falta de accesibilidad

Aumenta la venta de viviendas en España ante la expectativas de alza de precios y falta de accesibilidad

El sector registra un nivel de operaciones de compraventa incluso mayor que el de antes de la crisis financiera del 2008.

En España el mercado inmobiliario registra el mayor volumen de ventas de viviendas desde la crisis financiera del 2008.

Según los datos difundidos por el Instituto Nacional de Estadística, se trata de más de 53.000 operaciones cerradas de compraventas en el pasado mes de septiembre, lo que supone un incremento del 40,6 % en comparación con el año interior.

Sin embargo, este auge podría llevar a una mayor subida de los precios cuando la vivienda en España sigue siendo inaccesible para la mayoría de los ciudadanos.

El perfil de los compradores

A pesar de la crisis económica por el coronavirus, la compraventa de pisos en España está alcanzando los datos más altos de los últimos 13 años. Es decir, el sector inmobiliario está llegando a niveles equiparables al 2008, incluso de antes de la crisis financiera.

Pero, ¿quién está comprando esos inmuebles? Sus compradores son personas de nivel adquisitivo medio-alto que han mantenido su trabajo y por lo tanto han ahorrado durante la pandemia.

Consideran que es una buena oportunidad porque los tipos de interés están bajos, pero sobre todo lo que quiere mucha gente es mejorar su vivienda tras la experiencia del confinamiento.

Cambio de preferencias habitacionales

«Ahora mismo hay un gran auge por comprar vivienda y por cambiar de casa. Ahora mismo, como han cambiado las preferencias habitacionales, todos necesitamos mucha más luz natural, espacios amplios, espacios abiertos con salida al exterior, como pueden ser viviendas que tangan terraza o balcón. Y todo esto se ha vuelto ahora lo más cotizado», comentó María Matos, directora de estudios y portavoz de Fotocasa.

Pero más allá de la reactivación del mercado, el sector de la vivienda tiene muchas aristas, y algunas de ellas son motivo de preocupación. Y es que España es uno de los países de la Unión Europea con menos vivienda social: un inmueble por cada 100 habitantes.

Además, cada día en España se producen más de un centenar de desahucios, según el Consejo General del Poder Judicial. Asimismo, en los últimos cinco años el precio de la renta de un piso ha crecido más del 40 %, de acuerdo con los datos de Fotocasa.

El problema de los jóvenes

Uno de los sectores de la población más perjudicados por esta realidad es, sin duda, el de los jóvenes.

«Las principales razones de este impedimento son que en estos momentos [los jóvenes] no pueden ahorrar, no tienen el suficiente dinero ahorrado para dar la entrada a una hipoteca», precisó Matos.

«Su situación laboral y económica no se lo permite en estos momentos, ya que tienen un trabajo muy precario. Y por último también tienen que hacer frente a otras prioridades o gastos», añadió.

¿Medidas de apoyo insuficientes?

Recientemente el Consejo de Ministros del Gobierno de España dio luz verde a la ley de la vivienda, una ley compleja y que se estuvo preparando durante más de un año.

Incluye la regulación de los precios de alquiler a los grandes tenedores, como también un recargo para las personas que dejen su piso vacío. Pero el Ejecutivo ha anunciado también un bono de 250 euros mensuales para los jóvenes para fomentar su emancipación.

Aun así, a una parte de la sociedad todas estas medidas le parecen insuficientes para resolver el problema de la vivienda, uno de los mayores en el país.

Si te ha parecido interesante, ¡compártelo con tus amigos!

Deja una respuesta