Medios chinos publican fotos de la tenista Peng Shuai entre temores de su desaparición, tras denunciar que fue acosada por el ex vice primer ministro

Medios chinos publican fotos de la tenista Peng Shuai entre temores de su desaparición, tras denunciar que fue acosada por el ex vice primer ministro

No había aparecido en público desde principios de mes, cuando en las redes se divulgaron las capturas de su presunta publicación donde dio a conocer los asaltos por parte de Zhan Gaoli, vice primer ministro de China entre los años 2013 y 2018.

Dos periodistas de medios oficiales chinos divulgaron este viernes y sábado imágenes donde aparece la tenista Peng Shuai, que no ha sido vista en público durante más de dos semanas, luego de que supuestamente denunciara acosos sexuales por parte de Zhan Gaoli, vice primer ministro de China entre los años 2013 y 2018.

«El ‘Moments’ de WeChat de Peng Shuai acaba de publicar las tres últimas fotos y dijo: ‘Feliz fin de semana’. Su amigo compartió las tres fotos y la captura de pantalla del ‘Moments’ del WeChat de Peng», escribió el reportero de CGTN, Shen Shiwei, refiriéndose a una función especial de la red social china, que permite divulgar el contenido entre un grupo selecto de amigos.

Al día siguiente, el editor en jefe del diario Global Times, Hu Xijin, confirmó la autenticidad y la novedad de las fotografías, basándose en sus fuentes. «En los últimos días, ha permanecido libremente en su casa y no ha querido ser molestada. Pronto aparecerá en público y participará en algunas actividades», agregó. Después, divulgó dos grabaciones donde Peng se reúne con varias personas, incluido su entrenador, en un restaurante.

«El contenido de los videos muestra claramente que fueron grabados este sábado, hora de Pekín», afirmó Hu en la descripción.

Acusación

A inicios de este mes, en las redes sociales empezó a circular la captura de una publicación de Peng en Weibo, del 2 de noviembre. En el texto se afirma que hace unos 3 años, después de dejar el Gobierno, Zhan invitó a la tenista a una cena en su casa, donde la presionó para que tuviera sexo con él.

«Esa tarde no estuve de acuerdo al principio y lloraba», dice la publicación. Sin embargo, eventualmente la deportista aceptó tener una aventura con el político, que se desarrolló en secreto durante un año, sostiene.

Preocupaciones sobre el paradero de Peng

Al día siguiente, la publicación dejó de estar accesible en la página de Peng, confirma The Washington Post. Al mismo tiempo, señala que algunos detalles, como el bloqueo de la búsqueda de la cuenta de la tenista, así como la suspensión de los comentarios bajo sus publicaciones, indicaría que había sido censurada. Además, luego de la aparición de la captura, Peng dejó de publicar en sus redes sociales y de aparecer en público.

Este lunes, la Asociación Femenina de Tenis (WTA, por sus siglas en inglés) señaló su «profunda preocupación» por los hechos y llamó a investigar las acusaciones de Peng «con la mayor seriedad». Asimismo, resaltó como prioridad «la salud y la seguridad» de la deportista. En respuesta, CGTN publicó este viernes el texto de un correo electrónico enviado en nombre de Peng al presidente de la WTA, Steve Simon. La supuesta autora del texto desaprueba las acusaciones contra Zhen. «No estoy desaparecida ni me encuentro en peligro. Simplemente he descansado en mi casa y todo está bien», reza el correo.

No obstante, dicha explicación no satisfizo a Simon, quien contestó horas después que «solo aumenta [su] preocupación en cuanto a la seguridad y el paradero» de Peng y luego amenazó con suspender los torneos de la asociación en China. Varias estrellas del tenis, como Naomi Osaka, Serena Williams y Novak Djokovic, también se unieron a la llamada para aclarar el estado y paradero de Peng.

Este viernes, el caso de la tenista atrajo la atención de la Casa Blanca. La portavoz de la administración Biden, Jen Psaki, afirmó durante una conferencia de prensa: «Nos sumamos a los llamamientos para que las autoridades de la República Popular China proporcionen pruebas independientes y verificables de su paradero y de que está a salvo».

Este sábado, la cuestión del paradero de Peng fue planteada por la ONU. «Sería importante tener pruebas de su paradero y bienestar, e instamos a que se lleve a cabo una investigación con total transparencia sobre sus acusaciones de agresión sexual», indicó la vocera de la Oficina de Derechos Humanos de la organización, Liz Throssell.

Respuesta de la WTA

Al calificar como «positivo» ver a Peng en imágenes recientemente publicadas por los periodistas chinos, Simon ha resaltado que no queda claro «si es libre y capaz de tomar decisiones y actuar por sí misma, sin coacción o interferencia externa».

«Este video por sí solo es insuficiente. Como he dicho desde el principio, sigo preocupado por la salud y la seguridad de Peng Shuai y porque la acusación de agresión sexual está siendo censurada y escondida bajo la alfombra. He sido claro sobre lo que debe suceder y nuestra relación con China se encuentra en una encrucijada», agregó en un comunicado.

Peng, de 35 años, ha cosechado éxitos en la disciplina de dobles, donde alcanzó, en el 2014, el pico de su carrera, al convertirse en número uno de la WTA. En total, cuenta con 23 títulos en dobles y se encuentra actualmente en la posición número 192 del ‘ranking‘ de la WTA.